• NUEVA PROVINCIA, LA

NUEVA PROVINCIA, LA

  • $10.000
  • $8.000

La nueva provincia se editó en México, en 1987. Sus 3.000 ejemplares se agotaron hace mucho, y esa primera edición es ya una rareza bibliográfica. Parto por celebrar se reaparición, esta vez en un contexto que le corresponde más por tono y por estilo. …Fue un libro tan original que podía desconcertar. ¿Cómo se leerá La nueva provincia ahora, casi treinta años después? …Quisiera hacer tres acercamientos… El primero, de la historia literaria: la acción del libro transcurre en Coelemu, provincia de Ñuble, región del Bíobío. Es un sitio ajeno a los lugares míticos de la historia de la literatura latinoamericana de los años sesenta …Se ríe amablemente de muchas cosas, entre ellas del ¡bum! El segundo acercamiento es, a su peculiar manera, político. Como las modas literarias, las ideas políticas en Chile, desde 1939 hasta 1973, van pasando por las camaleónicas páginas en versiones atenuadas. El narrador se hace el inocente, como si solamente transcribiera los dichos y los pensamientos de los fundadores de la nueva provincia; camaleónica como ellos… su ironía es amable, hasta afectuosa. Hay un último acercamiento, literarios esta vez: la gracia de este libro, la risa que provoca, es más bien cervantina …La clave del humor de esta novela está en el afecto, como lo está en el humor del Quijote. Afecto por los sueños, por risibles que sean.. por los viejos usos y costumbres de la sociabilidad chilena… hoy perdidos… Todo lo que se da por supuesto en Coelemu… todo lo que se omite, señala hacia la esquiva “verdad! De una forma de convivencia reconociblemente chilena y provinciana. …El libro me deja finalmente el sabor del pipeño de Guariligüe, que todavía nos podríamos tomar si saliéramos de Santiago y fuéramos a ver qué queda de esos “santos lugares”. Ojalá todavía nos encontremos, ojalá podamos sentarnos a la sombra de algún árbol y soñar que hemos vuelto a una sociabilidad no del todo perdida. Adriana Valdés Junio de 2015